UN FAENÓN DE ISAAC FONSECA, A POR LA NARANJA DE PLATA

Un faenón de Isaac Fonseca (ET Colmenar) puso el broche a la primera matinal sin caballos de Algemesí. Las lluvias torcieron las jornadas de martes y miércoles, pero la Comissió Taurina encontró pronto la solución. Viernes y domingo en horario matinal,  así se celebrarían las dos sin caballos que integran el trofeo Naranja de Plata que ya tiene un firme candidato. Hoy rondando la media entrada en los tendidos.

Isaac Fonseca ha cuajado el faenón de la mañana y de lo que llevamos de feria a un eral burraco de  Nazario Ibáñez encastado y noble hasta decir basta. Alegre a los cites. Preciosos los quites con el capote a la espalda de Jordi Pérez, firme y ajustado, y la contestación del propio Fonseca.

Luego vino el toreo. Mucha cadencia desde el inicio en redondo y de rodillas de Fonseca. Y sobre todo al natural. Sin apenas toques, dejando la muleta sobre la arena, simplemente tirando de la embestida sin violencias. Del mexicano Fonseca destacó la postura y la profundidad, mucha naturalidad, expresión y el toreo rematado por abajo. A matar se tiró de cabeza. Sensación de descubrir a un torero grande, un novillero sin caballos que ya está anunciado en la final de ‘Camino hacia Las Ventas’. Ojo con él. En Algemesí ya ha hecho el mejor toreo de lo que llevamos de feria.

La novillada de Nazario Ibáñez resultó completa e interésante. Otro día más de acierto ganadero. Jordi Pérez causó excelente impresión. Su novillo tuvo cierta violencia y algunas teclas, pero pronto se acopló y demostró el toreo que atesora. Una ‘cantada’ de puntillero alargó la muerte y dejó el premio en ovación.

Novillo bravo fue el segundo. Muy intenso. Jorge Martínez sumó muchos muletazos, pero sin acabar de conectar aquello emocionalmente. Arrancó una oreja. Para Fran de Vane, en cambio, fue el más complicado. Novillo con malas ideas y de escaso recorrido. Hasta tres volteretas fuertes le soltó al albaceteño. Fran de Vane nunca volvió la cara a las complicaciones y acabó dando una vuelta al ruedo. Lo que es la suerte: el día de que se suspendió el festejo le había tocado el burraquito que hoy fue para Fonseca.

Otro novillo bueno fue el cuarto y dejó a estar a un Jorge Rivera voluntarioso, pero que a la hora de matar las pasó canutas. En quinto turno el toreo de Fonseca lo invadiría todo. Un faenón.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s